Seleccionar página

Si buscas algo rico para desayunar o cenar que no te quite mucho tiempo, esta opción es para ti.

 

 

Molletes nutritivos

 

 

Los molletes son un platillo delicioso y muy fácil de preparar. Además, pueden ser súper nutritivos, dependiendo de los ingredientes que elijas para prepararlos.

 

Hay que tomar en cuenta que los panes de caja comerciales nunca serán buena opción. El jarabe de maíz de alta fructosa, grandes cantidades de azúcar, harina refinada, aditivos y conservadores los hacen un alimento nada nutritivo y difícil de procesar para nuestro cuerpo.

 

El típico bolillo, aunque es más inofensivo, no aporta tampoco nada de nutrición. Está hecho a base de harina refinada, que ha perdido todos los nutrimentos del trigo en el proceso de elaboración.

 

Por eso creo que para esta receta lo ideal es utilizar pan Ezequiel. Un pan hecho a base de granos enteros germinados orgánicos que no contiene ningún tipo de harina, azúcar, conservador u otras sustancias dañinas para nosotros.

 

Puedes encontrarlo en los congeladores de Chedraui Selecto o City Market, así como en tienditas orgánicas como Green Corner o la parte de alimentos en el Palacio De Hierro.

 

Recuerda buscar siempre en los congeladores, ya que como no tiene ningún tipo de conservador se echa a perder rápido si no lo tienes congelado o refrigerado. La buena noticia es que descongelarlo es súper fácil. Lo sacas de la bolsa, lo metes unas dos veces al tostador y ¡listo!

 

Yo lo utilizo en infinidad de recetas, pero ésta es una de mis favoritas.

 

Ingredientes:

 

  • 2 rebanadas de pan Ezequiel
  • 1/2 taza de frijoles (Si pueden ser caseros mucho mejor. Tip: si se te complica estar preparando frijoles a cada rato, prepara una buena cantidad y congélalos en recipientes de vidrio, de este modo puedes utilizarlos en cualquier momento como haces con los de lata).
  • 60 g de queso Oaxaca o panela
  • Tu salsa favorita al gusto

 

 

Preparación:

 

  1. Calienta los frijolitos en un sartén. Si los tenías congelados, con echarlos al sartén es suficiente para descongelar. Si te gusta que piquen puedes agregar un poco de salsa de chipotle a los frijoles.
  2. Mete las rebanadas de pan Ezequiel al tostador o descongélalas en un comal con fuego bajito.
  3. Agrega ¼ taza de frijoles a cada rebanada de pan.
  4. Coloca por encima el queso Oaxaca o panela.
  5. Mételos al horno (puede ser eléctrico) de 3 a 5 minutos o hasta que el queso alcance a derretirse (en caso de utilizar Oaxaca).
  6. Agrégales tu salsa favorita y ¡disfrútalos!

 

Molletes nutritivos